Grupos

header image

JUSTIFICACIÓN

La comunión experimentada entre los consagrados, lleva a la apertura más grande todavía con los otros miembros de la Iglesia. El mandamiento de amarse los unos a los otros, ejercitado en el interior de la comunidad, pide ser trasladado del plano personal al de las diferentes realidades eclesiales.

Solo en una eclesiología integral, donde las diversas vocaciones son acogidas en el interior del único pueblo de convocados, la vocación a la vida consagrada puede encontrar su especifica identidad de signo y de testimonio. “Hoy se descubre cada vez más el hecho de que los carismas de los fundadores y de las fundadoras, habiendo surgido para el bien de todos, deben ser de nuevo puestos en el centro de la misma Iglesia, abiertos a la comunión y a la participación de todos lo miembros del pueblo de Dios.” ( CC. 31).

A la luz de este documento eclesial, las Hermanas de la Doctrina Cristiana nos sentimos comprometidas a extender nuestro Carisma en el mundo de los laicos, e implicarlos, desde la fuerza de este espíritu, en la misión apostólica de nuestra Familia Religiosa.

Esta exigencia no solo debe centrarse en compartir responsabilidades y ayuda en obras concretas, sino sobre todo y específicamente en hacerles participes de vivir la riqueza de nuestro Carisma, Espiritualidad y Misión del Instituto. Esto supone una adecuada formación de nosotras como consagradas y de los laicos, para una reciproca y enriquecedora colaboración.

Nos mueve también a impulsar este Proyecto el mandato del Señor :“ Id también vosotros a mi viña” ( Mt 20, 3 – 4), “Id por todo el mundo y anunciad el Evangelio” ( Mc 16, 15 ). Son palabras imperativas que nos comprometen a asociar a grupos de laicos para que vivan su compromiso cristiano, de extender el Reino de Cristo, desde el Carisma de M. Micaela.

Los mismos laicos manifiestan querer vivir profundamente su cristianismo, según los valores evangélicos, comprometiéndose en obras concretas dentro de la Iglesia y sintiéndose atraídos por algunos carismas, expresan querer participar más vivencialmente de los mismos. Ante esta inquietud no podemos ser indiferentes ni frenar la fuerza del Espíritu que constantemente se manifiesta en la Iglesia.

Id por todo el mundo y anunciad el Evangelio.

Objetivos

Crear grupos de laicos que a partir del compromiso bautismal, desde su estado de vida, puedan vivir el Carisma y la Espiritualidad de las Hermanas de la Doctrina Cristiana; comprometiéndose en la extensión del Reino de Dios, como respuesta a las urgencias de la Iglesia y necesidades del mundo de hoy.

  1. Motivar y comprometer a las comunidades para que formen y asuman la responsabilidad de los grupos “ Misión Compartida H.D.C
  2. Dar a conocer nuestro Carisma y ayudar a los laicos que se vinculen, a discernir sus motivaciones.
  3. Acompañar a los laicos en el proceso de formación específica de nuestro Carisma, Espiritualidad y Misión.
  4. Impulsar a los laicos a comprometerse desde su estado de vida, en la extensión del Reino, desde el Carisma de H.D.C.

Quienes pueden pertenecer al Grupo Misión Compartida H.D.C.:

  • Los que experimenten la invitación de acoger, vivir y anunciar a Jesucristo.
  • Los que se sientan llamados por Dios a vivir su compromiso cristiano, desde el Carisma y la Espiritualidad de Hermanas de la Doctrina Cristiana.
  • Los que sientan sincero deseo de una conversión continua.
  • Aquellos que quieran asumir con responsabilidad un proceso de formación.

grupo mision compratida hdc

Etapas del Proceso

Etapa 1: Motivación y conocimiento de nuestro carisma

Objetivo: Acercar y motivar a los laicos a conocer nuestro Carisma, conocer el Proyecto e ilusionarse con él.

Contenidos:

  1. Quienes somos las H.D.C?
  2. Quién fue Micaela?
  3. Carisma, Espiritualidad y Misión de las H.D.C.
  4. Por qué Misión Compartida H.D.C
  5. Opción, compromiso Misión Compartida H.D. C.

Etapa 2: Profundización sobre el ser del laico

Objetivo: Ayudar a los laicos a valorar y profundizar sobre su vocación y misión dentro de la Iglesia.

Contenidos:

  1. Vocación y misión del laico dentro de la Iglesia.
  2. Documentos Eclesiales. “ Christifideles Laici”
  3. Documentos del CELAM: Medellín, Puebla, Santo Domingo, en lo que concierne a los laicos.
  4. Perfil del Laico Misión Compartida H.D.C, interiorizando

Etapa 3: Formación específica

Objetivo: Fortalecer el sentido de pertenencia al grupo “Misión Compartida H.D.C.”, interiorizando y profundizando los documentos sobre el Carisma e Historia del Instituto.

Contenidos:

  1. El Carisma de Micaela un Don para dar.
  2. Fundamentación Bíblica del Carisma.
  3. Documentos históricos para descubrir la Espiritualidad y Misión de las H.D.C.

Etapa 4: Compromiso

Objetivo: Llevar al laico de Misión Compartida H.D.C, a asumir el compromiso para la extensión del Reino.

Contenidos:

  1. Fundamentación de la misión H.D.C, desde el Evangelio.
  2. Testimonios de vida ( Beatas, M. Ángeles y Compañeras Mártires).
  3. Presencia de Maria en la historia de la Evangelización: El Si de María presente en la Iglesia y en la Historia de las H.D.C.
  4. Compromiso. Celebraciòn

A fin de animar los distintos apostolados, hay en la Congregación unos grupos de Hermanas, integradas en comisiones.

Si quieres ponerte en contacto con las hermanas que coordinan los grupos de misión compartida visita nuestra sección contacto grupos

La ONG “EFFETÁ Madre Micaela” es una Asociación constituida el 10 de noviembre de 2005. ong-effeta-carisma-hdc

Su sede está situada en Plaza Constitución 9, Mislata, (Valencia). Está inscrita en el Registro de Asociaciones de la Generalitat Valencia, con dicho nombre y con el número: CV-01-038735-V. Asimismo está inscrita, con fecha 13 de marzo de 2006, en el Registro de Organizaciones no gubernamentales de Desarrollo, adscrito a la Agencia Española de Cooperación Internacional. Se rige por unos Estatutos conformes con el ordenamiento jurídico. Los fines y actividades están descritos de forma precisa en los Estatutos.

logo_effeta2

Los objetivos de la asociación son:

  • Acoger al inmigrante para que se integre en la sociedad que ha elegido
  • Crear un ámbito de encuentro entre las diferentes culturas y religiones para potenciar la igualdad, fraternidad y solidaridad.
  • Ayudar a los jóvenes en edad de riesgo, proporcionándoles un lugar donde puedan reunirse.
  • Promover la realización de acciones o proyectos concretos de cooperación para el desarrollo dirigidos a las necesidades básicas de las poblaciones más desfavorecidas.